Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para poder darte el mejor servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las 'cookies'.

¿Qué es la celiaquía? Los síntomas y su tratamiento

¿Qué es la celiaquía? Los síntomas y su tratamiento
La celiaquía es una enfermedad crónica que sufre el 1% de la población europea, y es más frecuente en mujeres con una proporción 2:1

 

La celiaquía es una intolerancia permanente al gluten caracterizada por la inflamación de la mucosa del intestino delgado. La celiaquía es una enfermedad crónica que sufre el 1% de la población europea, y es más frecuente en mujeres con una proporción 2:1 según la Federación de Asociaciones de CelíacosdeEspaña (FACE).

Cuando el celíaco ingiere gluten, las vellosidades del intestino delgado se inflaman y se deterioran, lo que dificultan la absorción de los nutrientes además de presentar algunos síntomas. Por lo tanto, las personas afectadas por esta intolerancia deberán seguir una dieta sin gluten durante toda la vida.

 

El gluten

 

El gluten es la proteína de cereales como el trigo, la cebada, el centeno, la avena, el Kamut, la espelta, triticale y sus derivados. El gluten forma elasticidad a las masas de harina aportándole consistencia elástica  y una esponjosidad a las masas horneadas.

 

Síntomas de la intolerancia al gluten

 

Los síntomas de la celiaquía pueden aparecer a cualquier edad y pueden ser sintomáticos -a veces los síntomas son poco evidentes- y asintomáticos (sin ningún síntoma). Los casos sintomáticos también pueden dividirse en típicos, síntomas gastrointestinales; o atípicos, caracterizados por una clínica indefinida que dificultan el diagnóstico de la enfermedad.

 

img articulo

Dibujo de las vellosidades del intestino delgado

 

 

Según la FACE,  síntomas más frecuentes en los niños entre 9 y 24 meses son las náuseas, vómitos, diarreas, distensión abdominal, retraso del crecimiento, pérdida de masa muscular y peso, fallo de crecimiento, laxitud e irritabilidad. Según el organismo, cuando el niño se va haciendo mayor  pueden aparecer anemias ferropénicas, raquitismo, una estatura corta, estreñimiento, alteraciones de carácter y problemas de personalidad entre otros.

 

En los adultos, los síntomas más frecuentes son laxitud,  diarreas, pérdida de peso y anemias ferropénicas. Además, pueden manifestarse otras complicaciones como la pérdida de peso, menopausia precoz, picor de piel (dermatitis herpetiforme) o irritabilidad. Según la FACE el 10% son diagnosticados de síndrome de intestino irritable cuando el problema es estreñimiento debido a la intolerancia al gluten.

 

Dieta para celíacos

 

El tratamiento de la celiaquía es seguir una dieta estricta sin gluten durante toda la vida. Si se sigue esta dieta desaparecerán los síntomas mencionados anteriormente y se recuperarán las vellosidades de los intestinos. El paciente debe basar su dieta en aquellos alimentos naturales como legumbres, carnes, pescados, huevos, frutas, verduras y hortalizas y cereales sin gluten como el arroz y el maíz. Además de estos alimentos, existen también en la actualidad productos especiales sin gluten en el mercado. Para ver la tabla de alimentos aptos y no aptos para celíacos consultar aquí.

 

No obstante, se debe controlar el consumo de ciertos productos envasados ya que a muchos de ellos se añaden cereales como aditivos, colorantes o espesantes. También poner atención en todos aquellos productos etiquetados como sin gluten ya que pueden tener el gluten residual del almidón de trigo.

 

Complicaciones de la celiaquía

 

Si no se sigue una dieta sin gluten pueden aparecer complicaciones graves como puede ser la osteoporosis por la deficiencia de calcio, anemia por la deficiencia de hierro, enfermedades autoinmunes como la diabetes, y neoplasias intestinales.

 

Beneficios de la dieta sin gluten

 

Por el contrario, si se sigue una dieta sin gluten en seguida el paciente notará una mejoría. En pocos días la persona que sufre esta enfermedad mejorar su estado de ánimo y apetencia,  sus vellosidades intestinales se recuperan y, como consecuencia los nutrientes vuelven a absorber correctamente. Poco a poco los síntomas como diarrea o estreñimiento van disminuyendo progresivamente, aunque la mejoría de otros síntomas como la anemia es un poco más lenta.

 

Para más información sobre la celiaquía visitar la página web de FACE ( Federación de Asociaciones de Celíacos de España (FACE) http://www.celiacos.org/home.html

Comparte este artículo en...